15 Mayo: Santos Labradores de Mayo (I)

SAN ISIDRO LABRADOR Y SANTA MARÍA DE LA CABEZA

Orto matutino de Las Pléyades

Las Pléyades y Las Cabrillas

● Los días de mediados de mayo actual estaban asociados con el orto matutino de Las Pléyades (<09 mayo), clásicas estrellas anunciadoras de la lluvia y temibles si aparecían con heladas tardías con afectación de todos los cultivos. El asterismo de Las Pléyades, universalmente conocido, estaba asociado con la lluvia. En la tradición popular española pasaron a ser las Cabrillas, quizá por confusión con el asterismo de la constelación Auriga, próximo a la brillante estrella Capella («Cabrilla»), que forma un triángulo: Almaaz (e), y las dos Hoedus (η y z). Aunque el nombre de Cabrillas también se aplicó a las tres estrellas del cinturón de Orión. En la misma constelación de Tauro se encuentran las Híades, en griego las «Lluviosas».

Leer más

10 Noviembre: El Diluvio de Las Pléyades (II)

LAS PLÉYADES

Las Pléyades son las estrellas de más amplio arraigo y observación en todas las culturas del mundo. Se tomaron como base de los calendarios estelares y siempre ligadas a la lluvia. En el cúmulo, a simple vista, se distinguen seis estrellas, y sólo en óptimas condiciones y vistas muy agudas se observa alguna más. Es curiosa esta disociación entre las seis estrellas visibles y la tendencia a llamarlas con nombre septenario, p. ej. las Siete Hermanas. Como casi todas las tradiciones consideran «siete» estrellas, se ha especulado que una de Las Pléyades «desapareció» en los primeros tiempos históricos, quizá por un cambio de brillo. Si fuera cierto que Las Pléyades están representadas en las pinturas paleolíticas junto a los cuernos de un toro (o mejor, un uro) en la cueva de Lascaux, sólo se figuran seis puntos ¿estelares? (figura: círculo rojo). En época clásica muchos autores (Eratóstenes, Arato, Ovidio, …) insistían en que se habla de Siete Pléyades, pero sólo se ven seis. Todo ello lleva a pensar que el concepto septenario del asterismo es una superposición simbólica y no el resultado de la extinción de alguna de sus estrellas. Míticamente, tanto en Grecia como en India, la pérdida de la 7ª pléyade se explicó por un asunto de amoríos eróticos, pues ésta desaparece por preferir a un amante mortal, antes que admitir la solicitud de dioses lascivos, por lo general su vecino el cazador Orión.

Supuesta figura de Las Pléyades en el Paleolítico

Leer más